Biznaga – ‘Bremen no existe’ (Montgrí 2022)

3.6/5 - (25 votos)

«Bremen no existe» cuyo título, como si de un ensayo literario se tratase, se acompaña del subtítulo «Música para otra generación perdida» junto a su portada se presenta como metáfora de la famosa fábula de los hermanos Grim «Los músicos de Bremen».

En él Biznaga continúan evolucionando desde el punk crudo y oscuro de sus inicios hasta el más afilado y sofisticado «Gran Pantalla», su anterior disco, con el que se pusieron el listón muy alto y ahora, con su cuarto lanzamiento ya completo tras adelantar varias canciones, se confirman las expectativas y se consolidan como referente de parte de una generación crítica que no se queda solo en la estética sino que escarba en un discurso trabajado a conciencia y ensamblado musicalmente. Punk contemporáneo de actitud y mensaje perdurable, no exento de autocrítica y cinismo y muy alejado de la proclama fácil.

Sin perder la energía ni la actitud combativa, tanto la voz como las guitarras se vuelven algo más luminosas, al servicio del estribillo coreable pero rabioso, sin abandonar ¡eso sí! el tono desencantado y amargo, donde no faltan interesantes referencias literarias ¡cómo no! bajo un discurso de poso nihilista perfectamente construido sobre guitarras exaltadas y urgencia juvenil expresada en letras comprometidas con su tiempo y atemporales a la vez, haciendo de la protesta diversión y reflexión.

«Línea de sombra» abre con desgarradora voz, tamizada por luminosos teclados que emergen de la oscuridad, al igual que lo hace la voz de Isa (Triángulo de Amor Bizarro) en «Domingo especialmente triste» donde las guitarras comienzan a afilarse. Sonidos que en «Espíritu del 92» y «Madrid nos pertenece» se atemperan mínimamente en melodía impregnada de tenebrismo dulce y cuyas letras se complementan como causa-consecuencia. Del estallido colérico de «Contra mi generación» y «Todas la pandemias del mañana» al salvaje lirismo de «La escuela nocturna» y el agridulce y esperanzador cierre de «Una historia de fantasmas»… disco perdurable seguramente más que para las generaciones actuales, para las anteriores.

Comentarios

Comentarios