ENCAJA2 presenta la programación de su Cuarta Temporada

El ciclo de conciertos ENCAJA2 acaba de presentar la programación de su Cuarta Temporada en el Teatro Jovellanos de Gijón:

ENCAJA2 es una grabación multicámara de conciertos en exclusiva, dentro de la caja escénica del Teatro Jovellanos. Las grabaciones se llevan a cabo ante un grupo reducido de público que comparte el espacio de la caja escénica con el artista.
Gracias a la voluntad de todos los artistas, se trata de actuaciones inéditas que verán la luz por primera vez en este formato intimista. Podrás disfrutar de conciertos exclusivos en directo de los artistas más innovadores de la escena musical. Si no quieres moverte del sofá de tu casa, ENCAJA2 te ofrece la posibilidad de visionar el concierto pregrabado en el canal de YouTube del Teatro Jovellanos, con unos estándares audiovisuales de alta calidad.
El acceso al canal de YouTube es completamente gratuito y sin registro previo, y además de la retransmisión, los usuarios disponen de chats públicos en los que comentar todo lo que vaya ocurriendo durante el concierto.
Los conciertos están adaptados a la “Nueva Normalidad”, y cumplen las necesarias medidas de seguridad e higiene. El público se distribuirá en asientos que estarán distanciados entre sí.
En esta nueva temporada contamos con la colaboración inestimable de Radio 3. Un respaldo fantástico que ayudará a difundir el ciclo y servirá de altavoz para las bandas participantes, que gracias a su difusión, ganarán protagonismo y presencia en el panorama musical nacional. Mil gracias a Radio 3, y a todos sus profesionales, por este apoyo y por su continuo compromiso en la promoción de la escena musical.
CUARTA TEMPORADA ENCAJA2.
13 DE JULIO.
LOS JAGUARES DE LA BAHÍA.
Antes de formar la banda LOS JAGUARES DE LA BAHíA (El Puerto de Santa María), Paco Loco, Pablo Errea, Jesús Cabral y Patricio Espejo y Esteban Perles habían publicado en 2014 un single para You Are The Cosmos llamado “Disco Pantera”, con un sonido más pop. En ese mismo año la formación graba en colaboración con Steve Wynn el himno del festival Monkey Week llamado “Get Ready for Monkey Week”: una canción de tres acordes directa, hit de garage psicodélico.
El grupo nace pues entre esos dos sonidos, y en sus inicios el directo suele decantarse por la vertiente más rockera.
Entonces ocurre lo inesperado. El batería se marcha a trabajar a Madrid y los Jaguares deciden seguir sin él. Se emplean ellos mismos en las bases rítmicas con samples, baterías simmons, cada vez más teclados y cajas de ritmos: el resultado no solo suple esa aparente carencia sino que aporta un sonido más bailongo al grupo, que necesitaba liberarse de algunos clichés para convertir sus conciertos en performances más libres del estereotipo roquero. En medio de este giro de 180 grados surge su primer LP, “Canciones para el Discman”: un disco doble de 25 canciones tan dispares como “Oh Yeah!”, “You Carry On”, “MNH” “I’m a Rocker” o “I’m not Yoy Will”, y que suena más a epitafio que a primer disco de un grupo. Es normal: los jaguares editaron todo lo grabado hasta aquel momento, pensando en que quizá sería lo último que iban a sacar.
La nueva situación, sin embargo, funciona: los conciertos se suceden con cierta regularidad y el grupo entra en una fase de disfrute con su nuevo formato, lo que da lugar a tres EPS “temáticos” que se han dado a llamar La saga de los Horrores: a saber; “Classic Horrors”, “Modern Horrors” y “Future Horrors”. Trece canciones donde caben el aeróbic, el rock, el disco machacón, el látex, el noise, pero donde también tienen hueco la delicadeza, la ansiedad, el humor y la diversión.
20 DE JULIO.
TERRITOIRE
“étude de la profondeur” es el tercer disco de estudio de TERRITOIRE, el proyecto personal del productor y compositor francés Olivier Arson, con el que emprende un nuevo comienzo, ahora en solitario. En él confirma su estilo personal, y sublima todo lo aprendido en años de proyectos y colaboraciones en constante mutación.
Tras la publicación de su anterior LP “Alix” en abril de 2018, un trabajo rotundo en su conjunto que incluía video singles incontestables como ‘Exil’ o ‘Esclvvv’ en colaboración con Brbrb, TERRITOIRE se embarcó en una carrera de directos que le llevó durante tres años por los escenarios más reputados, como Sónar o Roadburn. Por en medio, Arson ganó un Goya por la composición de una banda sonora. Mientras tanto, el mundo siguió girando. En este punto de su carrera nace el nuevo LP de TERRITOIRE, un trabajo cargado de concepto, penetrante y marcadamente personal, de espaldas a los públicos masivos.
Grabado en directo en un lugar remoto en mitad de Islandia, “étude de la profondeur” extrae de un concepto simple —el estudio de la caída de un objeto— una fuerza y complejidad en matices extraordinaria, interpretando el movimiento, un movimiento que cruje, se tensa y explota en el silencio de las profundidades. En la oscuridad total, el que escucha descubre una belleza abstracta, despojada de toda humanidad, una belleza mineral de una tectónica imaginada.
17 DE AGOSTO.
ROMERO MARTÍN.
álvaro Ramírez Romero decidió borrar su primer apellido para homenajear la herencia femenina
de su madre. Así, rebautizado como áLVARO ROMERO, trasladó esta búsqueda identitaria a su propia voz, iniciando un camino de ruptura con la concepción tradicional del cante jondo reconvertido en herramienta de activismo.
Nacido en El Puerto de Santa María y afincado en Sevilla, donde se forma a partir de la escuela clásica flamenca con la que más tarde romperá, comienza a colaborar con las principales peñas del territorio andaluz, tanto como solista como acompañando a algunas de las principales figuras del panorama flamenco.
En compañía de ellos, pero también solo, recorre la geografía española, presentándose igualmente en países como Grecia, Alemania, República Checa, Inglaterra, Escocia, Italia, Noruega, Rusia, México, Canadá y Japón. Durante el año 2009 es cantaor acompañante en diversos cursos impartidos por grandes figuras del baile como Rosario Toledo, ángel Atienza , úrsula López, Manuel Betanzos o Alicia Márquez, y desde 2014 trabaja como cantaor acompañante en el Centro Andaluz de Danza (CAD) junto a los profesores/as Rocío Coral, Miguel ángel Corbacho y Rubén Olmo.
Artista inquieto, fuera de los tablaos ha colaborado en multitud de propuestas y proyectos sociales. Así, en el año 2012 colabora en Granada con la FAAQ -colectivo que realiza proyectos colaborativos relacionados con la producción social del territorio- basado en la obra de José Val del Omar, junto a la factoría experimental Bulos y Tangerías (Raúl Cantizano y Santiago Barber) y Zemos98 (Pedro Jiménez). En 2016 aparece en el film “NO” es un cuento flamenco (José Luis Tirado), donde además es coautor de la banda sonora junto a Raúl Cantizano. En noviembre de 2017 colabora en “10 % de tristeza” (Raquel Camacho, Sala Cuarta Pared, Madrid) un proceso de investigación sobre la felicidad.
Muy implicado en el activismo de identidad de género, ha participado en diferentes proyectos relacionados con ello, como la perfomance “Animals” (Teatro de la Maestranza, 2018) junto a la bailaora Cristina Hall, o “Pensaor”, proceso de creación del bailaor/investigador/escritor Fernando López Parra. Además, prepara junto al productor malagueño Toni Martin un proyecto discográfico a partir de música electrónica y textos de poetas homosexuales como Pedro Lemebel (Chile).
En 2018 es invitado por Angélica Liddel a participar en la creación de la obra “La Tierra”, interpretando varios estilos de saetas.
24 DE AGOSTO.
ALBERTO MONTERO
A lo largo de los años ALBERTO MONTERO nos ha acostumbrado a discos delicados, con mucha narrativa, a veces introspectivos, otras veces más ficcionados. A veces tangibles, otras veces nos acerca a páramos irreales. Pero si algo hemos aprendido a través de su trayectoria, es que Alberto Montero se mueve con sigilo y elegancia entre las canciones, como si estuviera elaborando un diario de viaje, una antología de emociones, donde cada disco supone una nueva mirada a la realidad y a su entorno más inmediato, pero también a todo aquello que se escapa a nuestro poder de decisión.
Y así llega “El Desencanto”, un disco originado como un desahogo en el que Alberto Montero se muestra más crudo y más directo que nunca. Durante el periodo de composición de nuevas canciones, Alberto Montero se ha visto influenciado por las redes sociales, el bombardeo de información y al desprecio que estas provocan, por la emergencia climática, por una sociedad injusta cada vez más impregnada de discursos de odio, por la precariedad y las desigualdades sociales, por la ansiedad y la depresión y por el horizonte oscuro que dejamos de herencia a todos los que vienen después.
31 DE AGOSTO.
ANTóN MENCHACA.
Hubo un tiempo en que casi todo el mundo se temía lo peor: que la asturianada, fosilizada por imitadores atentos tan sólo a repetir el estilo de los clásicos, acabaría en pieza de museo, en materia de estudiosos sin nada que cantar, en tradición muerta. Públicos envejecidos y concursos con requisitos hipertrofiados anunciaban lo peor. Desaparecidas las grandes figuras que prolongaron la edad de oro de la tonada hasta los años setenta y ochenta del pasado siglo, los buenos aficionados añoraban los esplendores de otros tiempos y sólo deslizaban palabras pesimistas ante un futuro que analizaban desde cierta desesperanza: “Esto se acabará con nosotros”.
Por fortuna, la obstinada realidad fue desbaratando aquellos sombríos presagios. El nuevo siglo trajo otras generaciones cantadoras. Y mostraron la fortaleza de una tradición fuertemente engastada en la vida y sentimientos de los asturianos. Si repasamos la nómina de los premiados en la última edición del “Memorial Silvino Argüelles”, auténtico termómetro de la salud de la tonada, veremos que casi todos los galardonados son menores de cincuenta años. Los jóvenes han empezado a cantar asturianadas. Y a hacerlo bien, muy bien. Algunos de ellos ocuparán, sin duda, un lugar entre los maestros con espacio destacado en los libros sobre el género y en la memoria popular.
De manera simultánea a ese fenómeno, de tan tangibles resultados, se viene produciendo otro quizás menos conocido. Hablamos de la aparición de una serie de artistas que trabajan, con talento y perseverancia, en un entendimiento de la asturianada desde posiciones sorprendentes que ayudan a ensanchar, sin embargo, lo juzgado hasta ahora como canónico. Un buen ejemplo de esa meritoria y fértil labor, que viene verificándose
19 DE SEPTIEMBRE.
SESSA.
Grandeza” es el brillante álbum debut del artista brasileño SESSA. Un outsider conocido por su larga trayectoria y colaboración con la leyenda de la guitarra de Nueva York, Yonatan Gat, y cofundador del combo de psicofunk de São Paulo Garotas Suecas, Sessa ahora comparte su propia visión musical de “los super enfermizos sonidos brasileños… acercándose el cosmic jazz y a la psicodelia y tropicalia”, como lo expresaron los conocedores de la música en Light in the Attic.
Canta en portugués, con letras viscerales y sexuales en la línea de Caetano Veloso y florituras melódicas no muy diferentes a las de Tom Jobim. Sin embargo, su música adquiere un tratamiento deliberadamente minimalista que rara vez se encuentra en la música brasileña contemporánea, y que nos recuerda más a la desnudez de Leonard Cohen.
Los conciertos de SESSA ya son leyenda en Brasil, subiendo al escenario acompañado únicamente de coro femenino y percusión afrobrasileña. Si bien las canciones a menudo tratan sobre temas como el cuerpo sensual y la trascendencia espiritual, desde 2019 su música apunta a nuevas y más sutiles direcciones pop y a un uso profundo, minimalista y casi insinuado de las texturas y ritmos infinitamente ricos que definen la historia de la música de Brasil, a la que Sessa ahora se une como una de las nuevas voces más prometedoras.
29 DE SEPTIEMBRE.
JOSEBA IRAZOKI.
Además de ser un guitarrista polivalente, JOSEBA IRAZOKI (Bera, Navarra, 1974) ha demostrado que se siente cómodo tanto con la composición como con la improvisación. Erentxun, Rafa Berrio, Nacho Vegas, Petti… También ha trabajado en la banda Atom Rhumba durante varios años, de 2000 a 2002 lideró el grupo Onddo y lanzó el disco “Errepideak ez ditut maite”.
Desde 2004, ha lanzado once álbumes; algunos trabajos instrumentales relacionados con la improvisación y la experimentación – “Tokian Tokiko” (2014), “Olatuetan” (2006), “Pertsona” (2007), G”itarra onomato-peika” (2017), “Ez-Nostalgia” (2019) – y otros relacionados con el estilo de canto: “Irri eta solas” ( 2004), “Gizona zakur egin” (2005), “Pobre gara” (2007), “Euria ari du” (2010) … Ha firmado sus últimos discos bajo el nombre de Joseba Irazoki eta Lagunak: “Joseba Ira-zoki eta Lagunak” (2014) y “Zu al zara ?” (2018). Por otro lado, en 2017 aderezó el disco “Bas (h) oan” en colaboración con Beñat y Julen Axiari.

Comentarios

Comentarios