Olimpia – ‘Confeti y dinamita’ (Nordika 2019)

Después de lanzar un EP homónimo con cinco cortes en septiembre de 2018, poco más de un año después -durante este mes de noviembre que ya agoniza- Olimpia han aumentado su catálogo discográfico con estas nuevas cuatro canciones que reciben el título unitario
de «Confeti y dinamita» (que también da nombre al tema de apertura).

Estamos hablando del dúo donostiarra formado por Iñaki Estévez y Lur Usabiaga, pareja
que ya recibiera elogios con aquel primer lanzamiento y que ahora buscan revalidar las
buenas sensaciones creadas con este nuevo EP que han vuelto a registrar en los Estudios
Muir de la capital guipuzcoana el pasado mes de julio, contando con el apoyo de Yon
Vidaur a los controles y producción.

Olimpia siguen con «Confeti y dinamita» la senda marcada por su primera referencia, lo
que significa un rock apoyado de ciertos elementos tecnológicos y con la voz de Lur
impregnándolo todo. Sin embargo el dúo da muestras de cierta evolución al añadir nuevas
influencias a la ecuación. Porque si en el CD de hace un año sobrevolaba todo el
minutaje cierta oscuridad heredada del post punk o incluso deudora de The Cure, en este
podemos sumar la new wave y cierta sensibilidad pop-rockera a la 90s a la que agregan algo de colorido y potentes estribillos de los que se graban a fuego. Es como si hubieran invitado a su fiesta de cumpleaños a tocar a Blondie y en medio de su recital se subieran al escenario en pleno subidón etílico PJ Harvey o Garbage.

Notarán los lectores que las referencias que acabo de citar son todas femeninas. Pero
no se equivoquen, vocalmente Lur Usabiaga no remite a ninguna de las cantantes
referidas porque, de hecho, me resulta complicado poner en relación su registro con
alguien; me refiero al terreno estrictamente instrumental y compositivo. Hablo de
sensaciones más que de similitudes palpables.

Poco más queda decir de un disco que, con su escaso cuarto de hora de duración, supone
un tan refrescante como breve ejercicio de reinvención del rock del nuevo milenio.

Comentarios

Comentarios