La conspiranoia se hace realidad: Neil Young fue espiado por Monsanto

El historial de músicos y artistas que han sido objeto de vigilancia y control a cargo de agencias y servicios gubernamentales por su «peligroso» activismo no es corto. Pero en este mundo globalizado, en el que las grandes corporaciones parecen formar parte de una especie de gobierno mundial en la sombra, tenemos que añadir un elemento más. Y es que parece que algunas grandes empress también tienen capacidad para organizar sus propio gabinetes de contraespionaje y contrainformación (probablemetne muchos diréis que eso siempre ha existido, pero supongo que era un servicio que hasta ahora lo tenían «externalizado»).

Pues bien, dentro de ese largo listado de músicos que han sido espiados hemos de añadir al canadiense Neil Young, algo que no debería resultar ninguna sorpresa para el que haya seguido más o menos de cerca su carrera (y, probablemente, tampoco ha sido la primera vez que ha estado bajo vigilancia). Y es que como recordarán sus fans, uno de los últimos discos de Young fue «The Monsanto Years», una obra bautizada en «honor» a la ya extinta compañía química Monsanto, actualmente integrada en la multinacional Bayer, conocida entre otras cosas por comercializar un producto herbicida sospechoso de causar cáncer.

La historia la explica el rotativo The Guardian en un extenso artículo en el que también se explica el caso de Carey Gillam, periodista de Reuters cuyo trabajo sobre los efectos nocivos del mencionado herbicida se intentó «neutralizar» mediante el uso de testimonios interesados contrarios a sus tesis.

En el caso de Young, el artículo menciona que se monitorizó la actividad del canadiense en las redes sociales además de analizar las letras del mencionado álbum para «desarrollar una lista de más de veinte temas que pueda abordar» con la que poder producir su propio contrataque en forma de contenidos de respuesta. También se menciona que se controlaron de cerca discusiones en internet sobre el Farm Aid 2015, el concierto anual en apoyo de los granjeros estadounidenses que Young organiza junto a Willie Nelson, John Mellencamp y Dave Matthews y un foro que se antoja de lo más apropiado para discutir sobre este tipo de temas.

Este tipo de hechos, que probablemente se están produciendo a mayor escala por parte de todo tipo de agencias de inteligencia de todo el mundo y no limitadas únicamente a personajes conocidos, deberían darnos algo sobre lo que pensar.

Comentarios

Comentarios