Massive Attack – Badalona (Pabellón Olímpic 7-10-10)

Massive Attack – Badalona (Pabellón Olímpic 7-10-10)
4.4 (88%) 30 votes

Primera visita de Massive Attack en Barcelona desde su actuación en el Festival Summercase 2007. Si en aquella fecha iban acompañados por la ex Cocteau Twins Elisabeth Frazier, la invitada de lujo en la versión actual del colectivo de Bristol es Martina Topley-Bird, cantante de Tricky en los noventa y artista en solitario desde hace unos años.

Para calentar motores antes de Massive Attack, Martina deleitó a los presentes con una actuación bastante curiosa. Armada sólo con un teclado y unos cuantos samplers que no siempre funcionaban como ella quisiera, Topley-Bird hizo un breve repaso de su carrera que a pesar de accidentado fue muy entretenido y se hizo corto.

La cantante poco después de juntó con los nuevos jefes para prestar su voz de lujo a algunos de los temas de los trip-hoperos que tanto odian la clasificación. Y es cierto, Massive Attack hoy en día han tocado tantos terrenos musicales que sería un crimen meterlos en el cajón del Trip-Hop.

Durante su actuación en Badalona ante un aforo medio lleno, la banda tanto por la propuesta musical como por la puesta en escena en momentos diferentes recordó a U2 o Pink Floyd, por muy absurdo que suene. Pero el colectivo sin duda ninguna no tiene que envidiar a los grandes en cuanto a los audiovisuales. Mensajes políticos (en catalán) e imágenes psicodélicas proyectados en una LED enorme colocada detrás de los músicos le quitan el protagonismo a la banda que en ningún momento queda iluminada. 3D, Daddy G y sus acompañantes (guitarra, bajo, dos baterías y teclado) actúan desde la semi-oscuridad, y si bien no se les ve, se les oye, y mucho. Quien piense que un concierto de Massive Attack es un asunto más bien de chill-out, está muy equivocado. Lo que sonó en Badalona fue un concierto de ROCK en mayúsculas, con una banda bien engrasada que se extendía en improvisaciones apoteósicas y que resaltaba a la perfección los matices de cada tema.

En cuanto al repertorio, el grupo centró la actuación en su último trabajo “Heligoland”, arrancando fuerte con “United Snakes” y “Babel”. “Splitting the Atom” y la hipnótica e interminable ”Atlas Air” sonaron hacía el final del concierto en el que el dúo y su plantilla rotativa tampoco se olvidaron de los clásicos: “Unfinished Sympathy” y un remodelado “Teardrops” fueron los temas más aplaudidos por el público. Como último bis sonó “Karma Coma”, canción que ya no se suele escuchar mucho en los directos de Massive Attack, pero la reacción frenética de los presentes hizo que los de Bristol regalasen este hit como broche final.

El viaje de Massive Attack continúa. La gira que empezó en Australia en marzo, esta semana toca suelo estadounidense y mantiene al colectivo en la carretera hasta Navidad.

Comentarios

Comentarios